Artículo Deia

Ellos lo tienen claro. Colaborar como voluntarios no

entiende de edades y es que cuando se trata de tender una mano, no

hay excusa que valga. Iñigo Huerta, de 18 años, y José María Navajas, de 62, trabajan como voluntarios en Reciclanet y Economistas Sin Fronteras, respectivamente. «Cuando comencé a colaborar como voluntario en esta asociación no sabía muy bien a lo que iba pero cuando pasé por allí, me gustó lo que vi y a partir de ese momento comencé a colaborar con ellos», asegura Huerta, que ejerce de voluntario desde hace año y medio. leer más

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.